Monólogo de la puta en el manicomio: Una obra que reivindica a las mujeres víctimas de la violencia

León, Gto. La compañía de teatro independiente Theatron Ensamble presentó la última función de la temporada del Monólogo de la Puta en el Manicomio en el emblemático teatro Manuel Doblado. Tras presentarse durante más de un año en distintos foros, el colectivo concluyó sus actividades de 2018 dejando al público a la expectativa de las puestas del próximo año.

Con una excelente actuación de Brenda Ornelas, quien da vida a una mujer recluida en un manicomio que mantiene un diálogo constante con una psiquiatra quien parece hacer cuestionamientos de la vida de la protagonista para entender la raíz de los actos que la llevaron hasta la locura.

Este es un monólogo fuerte y sin tapujos, en el cual se ve reflejada en constantes ocasiones la violencia sistematizada de la cual son víctimas muchas mujeres de clase media-baja. Haciendo eco de la cruenta realidad de las mujeres mexicanas en nuestros días y del abuso cometido en el hogar, la escuela, la calle y el trabajo, Theatron Ensamble adapta el texto de Darío Fo y Franca Rame de manera contundente.

Para comprender a fondo la fuerza de la actuación de Brenda Ornelas, es necesario destacar que tanto el Monólogo de la Puta en el Manicomio y el resto de textos que integran la recopilación teatral de estos dramaturgos titulada Ocho Monólogos son una obra catártica en la cual Rame pudo vaciar un poca o quizás mucha de su furia tras haber sido víctima de abusos y violaciones por un grupo extremista italiano en 1973.

Rame participó de manera indirecta en el movimiento feminista de los años setenta interpretando sus propios textos Tutta casaletto e chiesaGrasso è bello!La madre.

Acompañando la actuación de Ornelas se encontraban en el escenario el violinista Alan Ruano y Joel Moreno al violonchelo, ambos musicalizando de manera precisa cada uno de los cambios en la atmósfera de la historia.

Integrantes de Theatron Ensamble Foto: Melissa Esquivias

Al término de la función el director de la puesta Hugo Almaza subió al escenario para agradecer al público por su asistencia y acompañamiento a la trayectoria de esta compañía surgida en la capital del estado en 2007. En voz del director, los participantes de la puesta dedicaron la función a las miles de mujeres que sufren de violencia de género en México y a las víctimas de feminicidios en Guanajuato.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.