Por nimiedades y procesos ya realizados, cobra Gerardo Kleinburg fortuna al Forum Cultural en supervisión de Carmen

León, Gto. Hacer llamadas, tramitar pagos, “sensibilizar a los funcionarios” del Fórum Cultural Guanajuato, detectar empleados que presentan su renuncia, reparto de cortesías, organizar el estacionamiento y probar escaleras, fueron algunas de las actividades por las que se le pagaron 290 mil pesos a Gerardo Kleinburg.

En el documento de 18 cuartillas, el asesor externo de la ópera Carmen, relata la supervisión de procesos que tenían meses de estarse realizando y a los que era prácticamente imposible hacer cambios como la escenografía, vestuario y evaluación “musical y vocal” del elenco a tan sólo 20 días del estreno. Pero además, todo lo detallado, es trabajo que realiza el personal del recinto e incluso indica actividades que no sucedieron en las fechas que Kleinburg plantea.

Zona Franca dio a conocer que por 27 días de trabajo, el crítico de ópera representó un costo de 327 mil pesos entre su sueldo y viáticos por supervisar la producción operística.

Sin contar con una bitácora, Kleinburg narra haber realizado numerosas actividades de las áreas técnicas, artísticas y administrativas, sin dar detalles, nombres o fechas exactas. Algunos empleados del Fórum que pidieron no ser identificados, relatan que el asesor no despachaba en el teatro, sino en las oficinas generales del complejo cultural. Otros funcionarios dicen no haberlo visto en el teatro y hay quien asegura que sólo acudió a un ensayo completo, pues solía estar unos cuantos minutos y luego abandonaba la sala. Incluso, el director musical de la producción operística del Teatro del Bicentenario, José Arean, dijo públicamente que la función de Kleinburg se limitó a ser interlocutor con la directiva del Fórum, sin intervenir en aspectos artísticos.

En su informe, Gerardo Kleinburg dice que detectó que no había presupuesto para contar con suplentes por lo que “tuve que apelar a mis relaciones nacionales e internacionales e internacionales para acordar de manera verbal y sin pago alguno que diversos solistas pudieran estar listos para viajar a León en caso de suplencia obligatoria”. No indica quiénes son los solistas contactados, ni habla de su trayectoria, ni del presupuesto que se hubiera requerido para sus traslados y viáticos. Pero además, este “descubrimiento” no es algo nuevo para los directivos del Fórum, pues en ninguna de las producciones operísticas del Teatro del Bicentenario se ha contado con presupuesto para suplentes.

Llama la atención que en el informe indica que “detectó” que el Coordinador Técnico del Teatro, Rafael Mendoza Baltazar, presentó su renuncia, lo que implicaba “un problema de potenciales consecuencias en extremo graves para el proyecto” y que gracias a su gestión “de varios días” Mendoza se reincorporó a su puesto. Sin embargo, diversos testigos aseguran que Kleinburg nunca intervino en el asunto ante el Fórum y que además no fue un tema de “días”.

El experto en ópera también dice que se percató de que funcionarios del Fórum no habían cumplido con su compromiso de pagar la escenografía, “sensibilicé a las autoridades correspondientes acerca de las consecuencias que estos retrasos pueden tener en toda la cadena de montaje y ensayos, gestioné los pagos ante las instancias competentes y logré que se hiciera de inmediato”.

Kleinburg reporta que realizó “dos viajes en avión que me pagué yo a la Ciudad de México” y que contrató a una persona que lo asistiera para supervisar la elaboración del vestuario y la escenografía. No habla del costo de la contratación ni del objetivo, ni actividades del asistente.

En el informe habla de actividades cotidianas que suelen hacerse en este tipo de eventos: instalación de los participantes en sus hoteles o la organización de la charla del elenco con el público. También detalla haber supervisado personalmente las escaleras de la escenografía; haber sido el canal para la entrega de cortesías; el interlocutor para tratar el tema del estacionamiento en los días de las funciones o incluso informó a músicos y elenco cómo cobrar sus honorarios.

Según su reporte, del 5 al 11 de agosto supervisó la llegada del vestuario y escenografía, sin embargo, en las redes sociales del Teatro del Bicentenario se tienen imágenes de la escenografía montada desde el 30 de julio, lo mismo sucede con el vestuario que llegó una semana antes. Otras diferencias en las fechas que saltan a la vista, es que el anuncio de que Kleinburg venía como asesor se dio el 24 de julio, días después el experto en ópera llegó a León; mientras que su reporte inicia el 20 de julio y las actividades que describe se realizaron en León. Las fechas finales no coinciden, pues el asesor dejó la ciudad un día después del estreno, el 13 de agosto y el documento finaliza el 19 del mismo mes.

Kleinburg indica que valoró a los solistas en conjunto con el director musical que estaba en la Ciudad de México. No explica cómo se dio la evaluación remota; tampoco menciona por su nombre a los artistas, los llama por el nombre de su personaje o se refiere a ellos como el tenor, la mezzosoprano, etc. Asegura haber hecho lo mismo con los coros, sin embargo, testigos dicen que esto no sucedió.

También detectó como impedir que un problema personal de José Manuel Chú afectara el estreno y este consistía en tener listo a un suplente: al tenor Dante Alcalá, cantante del que Gerardo Kleinburg es representante.

Inicia investigación de contratación de Gerardo Kleinburg

La denuncia en contra de Arturo Joel Padilla Córdova por la contratación de Gerardo Kleinburg como asesor de la ópera Carmen producida por el Teatro del Bicentenario interpuesta por el abogado Roberto Saucedo Pimentel ha dado pie a una investigación.

El coordinador operativo de la Secretaría de la Transparencia, Luis Manuel Luján Tapia, informó a Saucedo Pimentel que se ha abierto el expediente DQD.SEA. 730/2017 para investigar el posible despilfarro de recursos públicos por la contratación de Kleinburg.

Reportes realizados por Gerardo Kleinburg

[scribd id=357289389 key=key-O6w1yQVb4J4EWXfArPX5 mode=scroll]
[scribd id=357289388 key=key-3xFSB9ILYYQeCERnGJ0E mode=scroll]

3 Comentarios
  1. Juan Rodríguez dice

    El calificativo nimiedades no concuerda con el informe entregado y que aquí es posible leer. La cabeza de este artículo no refleja un hecho sino una opinión y, desde mi punto de vista, se trata de una opinión equivocada.

    1. Pablo Mata dice

      Hay que ser realistas, el trabajo ya estaba hecho, solo llego solo vino as sentarse en el puesto de Escalante, en 23 días que tuvo al frente no definió ni resolvió el desarrollo de la puesta, solo dio seguimiento a las actividades que ya se venían realizando y prácticamente terminando, sinceramente el trabajo que realizo no vale lo que se le pago es el punto, hay conflictos de intereses y despilfarro de recursos evidentes que no hay que perder de vista por la palabra "nimiedades"

  2. Javier Fernandez dice

    A los solistas no se les ha pagado al dia de hoy!!!. Kleinburg representa lo mas nefasto y corrupto en cuanto al mundo del arte se refiere. Un cancer que ha carcomido al mudo musical y operistico desde que alguien tuvo el mal tino de nombrarlo director de la opera de Bellas Artes. El hecho de haberl contrado en Leon, que era una oasisi fuera de tranta podredumbre, nos da un indicio de quien es el director del Forum.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.