- Publicidad -
sábado, abril 13, 2024

Fiscalía indolente

Es lamentable que los familiares de las seis jóvenes desaparecidas en Celaya se hayan enterado que hay indicios de que algunas de ellas fueron privadas de su vida, a través de las redes sociales y medios de comunicación y no por la Fiscalía General del Estado.

Lo anterior, significaría que la FGE violó el Protocolo Homologado de Investigación, al no haber informado a las familias de estos indicios antes de declararlo a los medios de comunicación.

Esto trajo consigo agonía de las familias es aún mayor por la falta de sensibilidad y hermetismo de la Fiscalía.

El contexto de violencia que vive Guanajuato merece a las víctimas una explicación,  sensibilidad, apoyo y transparencia, como un derecho a la procuración de justicia, cosa que la FGE lamentablemente no ha hecho.

Todo indica que cinco de los seis cuerpos ya fueron localizados, pero al cierre de esta edición, no hubo un pronunciamiento oficial, sin embargo, se espera que está vez si se les haya dado la información sus familiares.

¿Qué pasa en nuestras carreteras?

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) ha venido advirtiendo de los graves problemas que enfrenta su gremio en todas las carreteras del país.

Ahora nuevamente ha hecho especial énfasis en Guanajuato, pues identifican nuestras vías terrestres entre las cinco con mayores riesgos, a pesar de que el secretario de Seguridad Pública, Álvar Cabeza de Vaca, sostenga lo contrario.

Es importante destacar que una buena parte de nuestro trazado carretero es federal, y en principio correspondería a esa instancia de gobierno su vigilancia. Si a ello agregamos la presencia de la Guardia Nacional y del Ejército, todo indica que deberíamos transitarlas más seguros, como lo sugiere Cabeza de Vaca, pero no es así.

Es claro entonces que algunas autoridades están viendo una realidad muy diferente que la que denuncian los usuarios, o al menos un sector de suma relevancia, como el del autotransporte de carga.

La discusión no se debería centrar en quien tiene la razón. Hay un buen número de denuncias que advierten que el problema denunciado es real, lo cual obligaría a las autoridades en materia de seguridad de todos los gobiernos a analizar la problemática y solucionarla.

Pasearse por las carreteras ocasionalmente, como vemos a las fuerzas federales, no es suficiente, como tampoco lo es desmentir la realidad de quienes diario y a todas horas las circulan.

ÚLTIMAS NOTICIAS

ÚLTIMAS NOTICIAS

LO MÁS LEÍDO