- Publicidad -
miércoles, julio 24, 2024

¡Es un criminal y le dicen el “ratón” … el otro, es un ratón!

Estimado lector espero que este año sea de salud y valores humanos en todas sus relaciones, que sus propósitos se cumplan, que su vida venga acompañada de esperanza.

Quien se quiere acordar de las cifras récord de crímenes dolosos en nuestro país, quien se quiere acordar de las ejecuciones, de los narcos bloqueos, del control de operaciones económicas a base de cobro de piso y “aduanas” para trasladar mercancías… pero al que le apodan el ratón las autoridades de seguridad de nuestro país no le tienen abierto un expediente, una carpeta, una ficha técnica. Algo con lo cual se defina quien es la autoridad responsable del orden constitucional en el país.

Los procedimientos para su captura y presentación ante las autoridades se derivan de la
colaboración de agencias norteamericanas, donde si se considera uno de los principales
delincuentes que dañan la vida cotidiana de la sociedad estadounidense… que ironía.

Desde luego que, una vez detenido en medio de un operativo, donde no se escatimó ningún recurso bélico y lamentablemente costó la vida de 29 personas, 10 de ellas personal de las fuerzas armadas de México; ya tiene cargos para abrir una carpeta de investigación por posesión ilegal de armas…

Para las autoridades de los Estados Unidos el ratón, es un delincuente peligroso y hasta se tenían ofrecidos cinco millones de dólares para quien proporcionara información confiable para su detención.

Para las autoridades de México, el ratón era un ciudadano común, no un delincuente, nieto de la respetada señora que el delincuente inquilino del palacio suele visitar; el mismo que hace casi cuatro años fue dejado en libertad por órdenes del inquilino del; Palacio Nacional.

La orden de aprehensión procede de los cargos que debe enfrentar “el ratón” ante la autoridad de los Estados Unidos, por tanto, fue detenido con fines de extradición, aunque ese procedimiento podrá tardar según el dicho de la secretaria de seguridad de nuestro país.

El hecho es tan relevante que forma parte central de los diálogos de la cumbre de países de América del Norte que inicia este martes. Lo sucedido con el ratón es un requisito para la visita del presidente de Estados Unidos.

Con el otro ratón están por escribirse muchas nuevas historias, ahora está obligado a darle prioridad a los acuerdos que se deriven de la cumbre en materia de delincuencia, inseguridad, migración, tráfico de drogas, de armas… el golpe al cartel del Pacífico a cuatro días de la cumbre es un esquema nuevo en la relación bilateral.

Los líderes de los grupos de delincuencia organizada tienen como estrategia repartir dinero,
despensas, ayuda en general a los pobres de las comunidades y rancherías donde tienen sus operaciones, donde reclutan jovencitos, donde esconden sus operaciones clandestinas.

Se ocupan de los pobres por estrategia… cuidan que no se vean descubiertos en sus maniobras y con estas dádivas les premian por sus silencios y abultan con ello los temores que generan en las poblaciones y en general las áreas donde operan.

El ratón inquilino del palacio tiene una especial atención por los pobres (y si crece el número, es mejor para la estrategia) “primero los pobres “.

Pero “no es un asunto personal, es un asunto de estrategia “. Es decir, también les da dinero, los pone por delante en los discursos porque ayudar a los pobres es ir a la segura.

Cuando se trate de “defender la transformación, se cuenta con ellos…”

Así es de miserable el ratón del palacio.

La estrategia principal está a descubierto y detrás del significativo golpe que reciben los grupos privilegiados por el ejecutivo vendrán otros acuerdos durante la cumbre y después de ella, hasta hoy está olvidado el “refrán estrategia: abrazos no balazos”. Lo olvidarán definitivamente… el tiempo del ejecutivo, afortunadamente, se agota y otras variables políticas parece que están operando en contra de la agenda del ratón del palacio.

El desastre no ha tocado fondo pero podemos esperar que los escenarios cambien a mayor
velocidad; desde la sociedad hay la esperanza de que se reconstruyan los escenarios positivos para el país, sigo creyendo que la participación ciudadana es la ruta de salida para la crisis provocada por un autócrata que está terminando su paso por el gobierno del país sin los controles, sin resultados, sin credibilidad… nos queda menos de un tercio pero el tema no es aguantar; es revertir hacia un nuevo escenario de democracia.

Hasta la próxima en PROSPECTIVA.

Gerardo Mosqueda
Gerardo Mosqueda
Presidente del Instituto de Administración Pública de Guanajuato. Correo electrónico: gmg@gerardomosqueda.com.mx Twitter: @MosquedaGerardo Facebook: gerardomosqueda

ÚLTIMAS NOTICIAS

ÚLTIMAS NOTICIAS

LO MÁS LEÍDO