- Publicidad -
viernes, julio 23, 2021

Los empleos que podemos generar sustituyendo a China

Con motivo de la visita del presidente de China a México, el Sr. Xi Jinping decidí realizar un ejercicio teórico para tratar de calcular la cantidad de empleos que podríamos generar si tuviéramos un comercio más balanceado con China; por lo que me di a la tarea de consultar y analizar los datos publicados por el INEGI correspondientes a los resultados de la Encuesta mensual de la industria manufacturera (EMIM) durante 2012.

Esto cobra relevancia ya que en nuestro país al primer trimestre de 2013 hay 2.5 millones de personas desocupadas y 3.9 millones de personas subocupadas, por lo que la prioridad del gobierno federal debe ser la creación de empleos; y como veremos en este sencillo análisis, una forma efectiva para lograrlo es aumentando los niveles de producción, ya sea teniendo mayores niveles de exportaciones o menores niveles de importaciones.

Antes de presentar el ejercicio que realicé quiero hacer hincapié en que es verdad que se han vertido diversas críticas bien fundadas respecto a lo incorrectas que resultan las estadísticas presentadas en la EMIM del INEGI, ya que aparentemente existe un fuerte problema de subestimación tanto del empleo como de la producción; pero a falta de alguna otra fuente de información oficial con la cual trabajar, de todas formas hice el análisis con los datos de la EMIM para cuatro subsectores y una rama de actividad, las cuales son: 313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles, 314 Productos textiles excepto prendas de vestir, 315 Fabricación de prendas de vestir, 3162 Fabricación de calzado, y 334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos.

Así pues, de acuerdo a la EMIM tenemos que en promedio en 2012 el empleo total que estos subsectores y rama generaron se distribuyó de la siguiente manera:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = 58,333 empleos

314 Productos textiles excepto prendas de vestir = 18,320 empleos

315 Fabricación de prendas de vestir = 147,101 empleos

3162 Fabricación de calzado = 49,346 empleos

334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = 246,851 empleos

Y de manera similar, la EMIM señala que el valor de la producción de los productos elaborados por estos subsectores y rama de actividad se distribuyó de la siguiente manera en 2012:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = $45,706.1 millones de pesos (mdp)
314 Productos textiles excepto prendas de vestir = $10,574.5 mdp
315 Fabricación de prendas de vestir = $36,929.0 mdp
3162 Fabricación de calzado = $20,357.9 mdp
334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = $39,485.9 mdp

Dados los datos anteriores, tenemos que en términos de dólares, el valor de la producción en dólares de los productos elaborados por estos subsectores y rama de actividad se distribuyó de la siguiente manera:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = $3,481.5 millones de dólares (mdd)
314 Productos textiles excepto prendas de vestir = $806.3 mdp
315 Fabricación de prendas de vestir = $2,816.5 mdp
3162 Fabricación de calzado = $1,551.2 mdp
334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = $3,009.2 mdp

De esta manera el valor de la producción en dólares estadounidenses en el año 2012 por cada empleado de cada subsector y rama de actividad ascendió a las siguientes cantidades:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = $59,682 usd
314 Productos textiles excepto prendas de vestir = $44,010 usd
315 Fabricación de prendas de vestir = $19,146 usd
3162 Fabricación de calzado = $31,435 usd
334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = $12,190 usd

Estos datos sugieren que si se asume que las empresas no tienen capacidad instalada ociosa, por cada millón de dólares de exportaciones adicionales o por cada millón de dólares de importaciones menos, estas actividades estarían generando aproximadamente el siguiente número de empleos:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = 17 empleos adicionales
314 Productos textiles excepto prendas de vestir = 23 empleos adicionales
315 Fabricación de prendas de vestir = 52 empleos adicionales
3162 Fabricación de calzado = 32 empleos adicionales
334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = 82 empleos adicionales

Las cifras hasta ahora presentadas probablemente no digan mucho por sí solas, pero debemos tomar en consideración que de acuerdo con cifras publicadas por el INEGI, en el año 2012 México exportó a China bienes por 5,720.8 millones de dólares (mdd), pero importamos de dicha nación bienes con un valor de 56,936.1 mdd, lo que nos ocasionó que tan sólo en ese año registráramos un déficit comercial con dicha nación de -51,215.3 mdd.

Este es un déficit abismal que debe corregirse ya que de lo contrario la creación de empleos y el crecimiento seguirán dándose en China y no en México, donde, como ya se mencionó, tenemos en la al primer trimestre de 2013 más de 2.5 millones de desempleados y 3.9 millones de subocupados.

Así pues, hay dos opciones, o incrementamos nuestra exportaciones a China o disminuimos nuestras importaciones provenientes de dicha nación. Lo primero se antoja complicado por la enorme cantidad de barreras no arancelarias que China aplica a las importaciones provenientes de México y porque el peso se encuentra sobrevaluado en casi 10%, lo que resta competitividad a nuestros productos en el extranjero. Por otra parte, la disminución de importaciones por parte de México también es complicado porque los productos hechos en China reciben subsidios por parte de los gobiernos de las provincias que están preocupados por la creación de empleos, además de que el yuan chino se encuentra subvaluado, lo que hace que los productos chinos sean artificialmente más baratos que los hechos en México.

Independientemente de lo anterior, si México logrará incrementar en $1,000 mdd las exportaciones hacía China; o bien, pudiera disminuir en $1,000 mdd las importaciones provenientes de dicha nación, se podrían crear miles de empleos en México a razón de lo siguiente:

313 Fabricación de insumos textiles y acabados textiles = 17,000 empleos adicionales por $1,000 mdd más de exportaciones o $1,000 mdd menos de importaciones
314 Productos textiles excepto prendas de vestir = 23,000 empleos adicionales por $1,000 mdd más de exportaciones o $1,000 mdd menos de importaciones
315 Fabricación de prendas de vestir = 52,000 empleos adicionales por $1,000 mdd más de exportaciones o $1,000 mdd menos de importaciones
3162 Fabricación de calzado = 32,000 empleos adicionales por $1,000 mdd más de exportaciones o $1,000 mdd menos de importaciones
334 Fabricación de equipo de computación, medición y de otros equipos, componentes y accesorios electrónicos = 82,000 empleos adicionales por $1,000 mdd más de exportaciones o $1,000 mdd menos de importaciones

A manera de conclusión quiero reconocer que el análisis aquí presentado carece del rigor científico que debe tener un estudio a profundidad sobre el tema; sin embargo, se debe reconocer que a la luz de los datos presentados existe un amplio potencial para crear empleos en México si logramos venderle más bienes intensivos en mano de obra a China o bien logramos sustituir importaciones de dicha nación con la producción nacional (algo que se puede lograr si China deja de otorgar subsidios a sus exportaciones o bien ajusta su tipo de cambio como tantas veces se lo ha solicitado Estados Unidos).

Así pues, que sea bienvenido a México el presidente de China, el Sr. Xi Jinping. Y pues esperemos que durante su visita podamos escuchar algún anuncio de acuerdos concretos sobre cómo remediar el escandaloso déficit comercial con China, ya que eso se traduciría en más empleos y producción para los mexicanos en un momento en el que estamos atravesando por una etapa recesiva en el sector manufacturero.

 

Correo electrónico: alejandro@gaeap.com. Director General GAEAP*
Twitter: @alejandrogomezt

Alejandro Gómez Tamez
Director General del Grupo Asesores en Economía y Administración Pública. Tel (477) 326-3633 http://alejandrogomeztamez.com/ En Twitter: @alejandrogomezt Visita nuestra página de internet: http://www.gaeap.com/

Más noticias

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img