- Publicidad -
lunes, enero 25, 2021

“Malinalco. Orígenes” de Martín (2009)

Tuve la fortuna de conocer al autor a mediados de la década de los 90, del Siglo XX, durante alguno de mis viajes a Malinalco; que eran muy frecuentes desde mediados de los 80.

Martín García, el autor, que es Guardián de la Tradición en ese lugar, es un personaje muy reconocido en la comunidad de Malinalco. Este hermoso lugar se encuentra en el Estado de México, muy cerca de la capital del estado: Toluca.

Podría describir la belleza que contiene la interesante ciudad de Malinalco, pero sería muy largo de platicar. Lo que puedo resumir es, que la Zona Arqueológica es muy imponente, ya que el centro ceremonial, y lo que ahí contiene, fue tallado sobre la misma roca del cerro. También un monasterio católico que en sus muros contiene un tratado de herbolaria; de igual forma se puede admirar el Museo del lugar, que el escritor Luis Mario Schneider, abrió al público. Y una de las cosas más bellas e increíbles, es el trabajo de Martín, en los terrenos de su propiedad. Un cerro que está siendo esculpido por sus propias manos y que cuenta con esculturas muy significativas. Siguiendo la tradición de los antiguos mexicanos que ahí vivieron.

Malinalco fue una provincia tributaria de los mexicas, pero no me detendré tampoco en este punto, solo informar que el Centro Ceremonial de Malinalco, fue mandado construir por Moctezuma II,  para consagrar el ascenso de los guerreros mexicas, y así convertirlos en Guerrero Águila o Guerrero Jaguar, dependiendo de la orden que representara.

Comentando la obra de Martín, puedo expresar que desde la primera vez que tuve oportunidad de leerlo para presentarlo en la UG Campus León, me impresionó mucho la claridad con la que el autor podía expresarse; tenía muy clara la visión de los Antiguos Mexicanos y su pensamiento tan profundo. Desde que conocí a Martín, nunca se alejó de la idea firme acerca de los ancestros.

En algunas pláticas que hemos tenido personalmente, obviamente no coincidimos en muy pocas cosas. Yo lo atribuyo un tanto, a que mi conocimiento del tema era solo por lecturas, por seguir la filosofía de algún grupo dedicado a la protección de las tradiciones y a mi inmenso gusto por la historia del México antiguo. Después de hacer mi recorrido formal por la Licenciatura en Arqueología, los conceptos anteriormente adquiridos, cambiaron un poco, pero jamás me alejé de esas nociones que aprendí de muchos, pero sobre todo del autor.

Siempre pensé que debería haber sido más amplio el contexto de ese libro, pero al inicio él lo comenta, es una pequeña muestra de la grandeza del “Anawak”, y del conocimiento que Martín ha adquirido a lo largo de su vida.

Dividido en un prólogo, seis capítulos y un epílogo, Martín muestra la esencia de la filosofía que prevaleció en los Antiguos Mexicanos.

En el primero, Ze Amoshtlli, describe “In Kuau´kalli”, la Casa de las Águilas; el templo donde los guerreros ascendían a obtener una de las órdenes: Águila o Jaguar.

En el Ome Amoshtli, capítulo dos, se ocupa del origen del nombre Malinalco; y gracias a códices y simbología, más las cuestiones filosóficas, va develando el tema.

En el Yei Amoshtli, capítulo 3, arropa el tema del nacimiento de Witziloposhtli, y lo asocia a la posición con respecto al Sol que tiene el Templo de las Águilas; además de la veintena que va del 17 de diciembre al 4 de enero, ya que en ese lapso nace Witziloposhtli.

El Nawi Amoxshtli, capítulo 4, lo dedica a datos astronómicos importantes para medir algunos eventos desde el templo, en otras épocas trascendentales en la vida de los pobladores de Malinalco.

Makuilli Amoshtli, capítulo 5, trata el tema de los sacrificios humanos; uno de los temas en que hemos discrepado un poco, pero que al final de cuentas, sabemos muy bien de la existencia, pero no de la forma en que las crónicas lo describen. Y Martín lo describe así: “No dudo que en tiempos prehispánicos haya habido ejecuciones resueltas por sus leyes puesto que eran pueblo guerreros con elites militares, (en el sentido de lo más selecto, lo mejor) para preservar el orden. Dichas ejecuciones jamás fueron de víctimas, ni de personas débiles, ni abusando del poder o ventaja”

Chikuaze Amoshtli, capítulo 6, nos introduce de lleno al aspecto más filosófico-religioso de los antiguos mexicanos: In Nelli Teotl, el verdadero Dios. En este capítulo trata de la imposición a través de la evangelización, con una figura muy distinta a lo que ya platique en la crónica del libro de Moctezuma Barragán.

El epilogo, es una explicación del por qué y para qué de esta obra. Y después de leerla nuevamente para esta crónica me quedaron muchas cosas más claras, pero también más dudas. Será tal vez por más conocimiento adquirido. O tal vez, por más tranquilidad espiritual. No sé, pero así fue.

Por mi parte quiero expresar públicamente mi respeto a Martín, por esta contribución que, además de hacer más entendible la vida, me da la pauta para que a mi gran amigo, lo conozca más gente, pero sobre todo, que Usted estimado lector, absorba parte de su gran sabiduría. También le recomiendo que vaya un fin de semana a Malinalco y disfrute de los secretos que guarda, y que platique con Martín, mi gran hermano, a quien le debo mucho.

Estimado lector(a), espero su comentario al correo que viene al final del artículo. Después que tenga oportunidad de leer esta pequeña crónica, o mejor si lee la obra, le solicito me haga favor de honrarme con su opinión, y de esa forma podamos compartir las sensaciones que le provocó esta recomendación.

La siguiente entrega será “El lobo estepario” de Hermann Hesse, una lectura obligada para cualquiera que se precie de que le gusta leer. En lo personal, me parece la mejor de las obras de este autor. El planteamiento del pensamiento dual, entre lo oscuro y lo prístino, pero además, el tratamiento que hace de la parte femenina-masculina que reside en cada ser humano es muy interesante.

#LEERparaCrEcERarqlgocarlín     #NosVemosEnUnLibro

Facebook: https://www.facebook.com/Leer-para-Crecer-Arqlgo-Carlín-107826847259778

Correo: arqueolobocarlin@gmail.com

 

Luis Humberto Carlín Vargas
Luis Humberto Carlín Vargas
Arqueólogo egresado de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH). Coordinador General del Proyecto Cultural León Prehispánico (PCPAC). Coordinador Académico de los Diplomados de Arqueología e Historia de México (DAeHM). Ingeniero en Sistemas. Músico. Correo electrónico: luishumberto.carlin@pcleonprehispanico.com

Más noticias

“Fue genuinamente afectuoso”, destaca AMLO de Putin. Enviará 24 millones de dosis de la Sputnik V

Ciudad de México, (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador habló esta mañana con Vladimir Putin, Presidente de la Federación de Rusia, quien enviará a México 24...

AMLO se encuentra bien, fuerte, y continuará al frente del Gobierno, dice Sánchez Cordero

Ciudad de México, (SinEmbargo).– La Ministra en retiro Olga Sánchez Cordero, Secretaria de Gobernación, asumió esta mañana la conferencia de prensa tradicional desde Palacio Nacional,...

No hay recursos para reconvertir espacios como hospitales para atención a la COVID-19: SSG

Guanajuato. Aunque se amplió la capacidad hospitalaria para atender a pacientes con COVID-19 a más de 2 mil camas en todo el estado; estos...

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí