- Publicidad -
sábado, abril 10, 2021

¿Qué NO HACE un lactivista?

Sin conflicto de interés

En respuesta a la pregunta “Si amamanto, ¿soy lactivista?”, recibí varios comentarios al respecto, más también la necesidad de asentar qué NO es el lactivismo o qué no hace una persona que se llama lactivista.

Más aún cuando uso de las redes sociales ha sido un factor fundamental en esta causa y con mayor razón en este momento que seguimos en aislamiento social y estamos volcados en un mundo virtual, consumiendo información que no siempre hay manera de respaldar.

Entonces, QUÉ NO HACE UNA PERSONA LACTIVISTA:

No impone a los demás una lactancia.
Es decir, no forza a una mamá a instaurarla ni a mantenerla si no es su deseo. Nuestra labor es informar, orientar y en un momento dado, inspirar el deseo de amamantar. Más debe haber un respeto absoluto a la libertad de esa madre si desea hacerlo o no.

No pretende “monopolizar” el tema de la lactancia.
Un verdadero lactivista comprende la necesidad de la divulgación masiva de los beneficios de la leche humana en todos los espacios, plataformas y públicos posibles, por tanto, es generoso con la información y busca generar alianzas en favor de los niños y madres lactantes.

No critica o juzga a quien no amamanta, a quien lleva lactancia mixta o decide por otra forma de alimentación.
Nos limitamos a aportar evidencia científica en caso de que lo que esa mamá o familia está ofreciendo como alimento pone en riesgo la integridad del pequeño. Tal es el caso de brebajes, sopas o polvos de manufactura casera que no están respaldados por protocolos formales donde se comprueben que son seguros para el consumo de infantes.

No juzga la forma de crianza que las familias decidan (en todos sentidos).
No nos metemos en temas que no nos incumben como religión, forma de educación, alimentación de la familia, cultura, idiosincrasia, valores, forma de educación o crianza. Por poner un ejemplo burdo, a veces se piensa que, si se amamanta, forzosamente también se debe portear o usar pañales de tela, etc. No es así, esas son decisiones de cada familia.

No recibe retribución de ningún tipo de las compañías que fabrican fórmulas artificiales o artículos que violan el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche. Este me parece un tema fundamental. Lamentablemente, parte de las estrategias de mercadotecnia y publicidad de las compañías que producen la fórmula artificial, son muy “creativas”, por no decir amañadas. En ocasiones utilizan a personas que tienen posicionamiento sobre el público específico para dar mensajes ambiguos que, por supuesto, sólo les convienen a ellos y su negocio. Entonces, una persona o institución prolactancia, no debe tener conflicto de interés, tal como lo estableció el lema propuesto por la WABA para la Semana Mundial de la Lactancia Materna 2018: “Sin conflicto de intereses”.

Estas son algunas de las ideas que se me ocurren respecto al actuar de las personas lactivistas, ¿qué te parecen a ti? ¿Estás de acuerdo? ¿Se te ocurren otras?

¡Házmelo saber!

#LactivistasUnidas #SMLM2020

Miriam del Toral
Miriam del Toral
WhatsApp para asesoría de lactancia: 477 674 9021. Asesora especializada en Lactancia y Múltiples, Lactivista, columnista, comunicóloga, especialista en Desarrollo Humano y en Facilitación de Grupos. Acompañante Tanatológica. Es fundadora de Maternidad Sustentable, donde se difunde información sobre lactancia materna y crianza respetuosa. Docente en PILU. Colabora en Fuente de Vida, Grupo de Apoyo a la Lactancia y en UPA Tribu.

Más noticias

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img