- Publicidad -
viernes, junio 18, 2021

Acoso, hostigamiento sexual e inseguridad, denuncias en ENMS de Irapuato

Irapuato, Gto.- Los casos de acoso y hostigamiento sexual fueron el común denominador de los testimonios de las alumnas de la Escuela de Nivel Medio Superior de Irapuato (ENMSI).

Esto, durante un encuentro con la directora del plantel, Raquel Castro; el alcalde, Ricardo Ortiz Gutiérrez y el secretario de Seguridad Ciudadana, Pedro Cortés Zavala.

EMS

Y es que no sólo resurgieron acusaciones en contra de un par de profesores, sino también se exigió entre otras cosas mayor seguridad dentro y fuera del plantel.

Dentro del pliego petitorio se pidió atención a los casos de acoso y hostigamiento sexual y el despido de maestros, personal administrativo y estudiantes involucrados.

Pero en materia de seguridad, algunas de las exigencias eran la instalación de una caseta de vigilancia entre los bulevares Casimiro Liceaga y Lázaro Cárdenas, policías afuera del estadio Sergio León Chávez durante el día y la noche.

Los estudiantes pidieron que la extensión de horarios no pase de las 19:00 horas, al postergarse sus exámenes de este viernes y ningun tipo de represalias en su contra.

Horas antes, el alcalde aseguró que la toma de la Preparatoria Oficial desde las 7 de la mañana era en apoyo y solidaridad a los universitarios de Guanajuato, capital y no por problemas en la institucion irapuatense.

Pero a las 4:00 en punto asistió a la cita junto a Pedro Cortés y ahí también estaba la directora de la ENMSI. Los tres escucharon el pliego petitorio.

En respuesta, Cortés Zavala prometió seguridad, vigilancia y patrullaje, pero no la caseta, a la que al finalizar la reunión cedió el primer edil, quien les dijo a los manifestantes que ganaron por el hecho de llamar la atención de las autoridades.

Los testimonios

Las jóvenes reprocharon a la directora que no se haya dado el seguimiento a las denuncias de acoso que se vertieron a mediados en mayo pasado mediante un tendedero de denuncias, principalmente en contra de los profesores Samuel y Leonardo.

“Hubo un tiempo que hubo quienes expresaron todo en el tendedero y pues nadie hizo nada y yo creo que aunque sea anónimo, debe crear una sospecha y ahí se tiene que investigar”, dijo una de las estudiantes.

Algunas estudiantes denunciaron ser víctimas de acoso por parte de los profesores que son protegidos por el sindicato, pese a las denuncias que al final no proceden”

“Al parecer, el sindicato es intocable. Las mujeres no estamos seguras y queremos que cese el acoso dentro y fuera”, dijo una de las alumnas.

Una de las jóvenes relató que es víctima de acoso por parte de un exnovio, quien entra a la preparatoria, con la ayuda de un familiar que trabaja en el plantel. A ella se le ofrecería apoyo por parte del municipio.

Una joven también denunció que su hermana fue víctima de acoso en la institución y tuvo que poner un alto ella misma a Samuel.

También se habló de un joven, a quien le fue hallado un revólver y cuyo caso se encuentra en investigación.

De acuerdo con Raquel Castro, las denuncias de acoso, al menos de las que ella tiene conocimiento están en proceso, siendo sólo uno de los profesores acusados el que renunció por su propia voluntad, pues otro de ellos, sigue trabajando.

El alcalde y el secretario de Seguridad firmaron el acuerdo, al igual que la directora, quien antes dejó en claro que ella dará seguimiento a los casos, pero advirtió que ella no tiene la facultad de tomar decisiones, pues hay protocolos a seguir.

En la reunión había también egresados de la preparatoria oficial de la UG.

El paro de labores se declaró por tiempo indefinido, pero ya está noche sólo había pancartas y el acceso con cinta amarilla. Advirtieron que de no cumplir las peticiones darían continuidad al movimiento.

Después de que un exalumno confrontó a la directora, los jóvenes desalojaron el auditorio, levantando el puño.

 

Más noticias

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img