- Publicidad -
miércoles, diciembre 8, 2021

Guanajuato debe adoptar estrategia nacional contra violencia armada en menores de edad

Irapuato, Gto. Es necesario que el Sistema Estatal de la Protección de los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes del Estado de Guanajuato atienda la estrategia nacional que se creó para la violencia armada, que incluye identificar redes de reclutamiento y grupos criminales generadores de violencia,  pero además implica reactivar comunidades con mecanismos de protección desde la prevención.

Así lo expuso el coordinador de Tejiendo Redes de la Infancia en América Latina y el Caribe, Juan Martín Pérez García.

Y es que cabe mencionar que hasta julio del 2021, han sido asesinados 88 menores de edad en Guanajuato y las autoridades han atribuido estos homicidios dolosos al crimen organizado.

“Si bien es cierto que los grupos criminales tiene mucho poder territorial y que hay ineficacia de las autoridades también es cierto que las comunidades tienen mucho poder que no estamos aprovechando, y que la experiencia internacional da cuenta que más guerras se desmantelan desde el territorio y se hace con las personas y esto lamentablemente no se está estimulando”.

Consideró que para erradicar el tema de violencia y homicidios dolosos en agravio a niñas, niños y adolescentes, se tienen que implementar acciones:

Empezar a hablar explícitamente con niños, niñas y adolescentes de las condición de guerra que está viviendo el Estado, medidas de protección básica de vida”.

La segunda tarea, destacó el experto, son acciones para recuperar el territorio desde la comunidad, lo que no es sinónimo de confrontación, sino ocupar el espacio público para actividades recreativas culturales, la dinámica y vida de la comunidad.

Estas cosas cotidianas se tiene que luchar por conservarlas y reavivar, no es mágico, pero es paulatino y se tiene que comenzar hacer idealmente con el apoyo de las autoridades estatales y municipales”.

Sin embargo, explicó que si estás autoridades son parte de la red de macrocriminalidad no lo harán, lo que es un indicador para saber de quién cuidarse.

Una tercera acción es fomentar la participación de las y los menores de edad en lo que tiene que ver con su comunidad.

 

“El retorno a clases y el debate es una muy buena oportunidad para recuperar el territorio: cómo logramos hacer el sendero seguro a la escuela, cómo logramos que establecimientos escolares tengan mejores condiciones y todo esto moviliza a la comunidad”.

Pérez García dijo que el crimen organizado rompe las redes de solidaridad en territorios y concentra el poder en términos de quién se mueve y si se va dejando, soltando, define quien gobierna e imponiendo funcionarios.

Por eso es importante que desde lo cotidiano se de esa lucha o disputa por el territorio, insisto no de manera violencia, sino de la construcción de paz”.

Otro tema importante, declaró, es que los grupos criminales lo integran personas que tienen vínculos familiares de identidad y cultura y más allá de que hay gente lastimada, la experiencia internacional señala que el hecho de que las personas son una forma de contención para los grupos.

Juan Martín Pérez dijo que hay que recurrir al contexto de la entidad, donde existe una guerra y en los últimos cinco años Guanajuato ha ocupado los primeros lugares en homicidio doloso para toda la población y particularmente niños, niñas y adolescentes.

Dejó en claro que los gobiernos federales, estatales y municipales son responsables de garantizar la vida y el que existan grupos criminales es su responsabilidad.

“Uno de los temas específicos tiene que ver con el propio fiscal (Carlos Zamarripa) y sus redes de intereses que da resultados negativos, pero lamentablemente aquí no estamos hablando de objetos o productos que se rompan, estamos hablando de vidas concretas, proyectos de futuro, particularmente de niños, niñas y adolescentes” concluyó. 

Más noticias

Comentarios

spot_img