- Publicidad -
martes, abril 20, 2021

Inviable que bares de la capital abran sus puertas y ofrezcan servicio para llevar

Guanajuato, Gto. La propuesta de los bares de la capital del estado para reanudar labores a partir del 1 de junio y ofrecer servicio sólo para llevar, podría ser inviable porque estos negocios son actividades consideradas no esenciales dentro de la contingencia de COVID-19.

A inicios de semana hubo varios restaurantes-bar que abrieron sus puertas al público a pesar de la cuarentena, por lo que la Jurisdicción Sanitaria I en coordinación con autoridades municipales intensificaron operativos de revisión para reforzar las recomendaciones de prevención ante el COVID-19, e incluso advirtieron suspensiones y hasta clausuras ante el incumplimiento.

Ricardo Yuri Salazar Foto: Tere Segura.

Enrique Nieto, líder de el presidente de la Unión de Bares, Cantinas, Vinos, Licores y Similares de Guanajuato capital, Enrique Nieto Acevedo, señaló que el sector ya no aguanta la crisis económica por lo que se pidió a la Secretaría de Salud su aval para que algunos bares y cantinas puedan reabrir sus puertas a sus clientes, con el servicio limitado a la venta para llevar.

En entrevista con el jefe de la Jurisdicción Sanitaria I, Ricardo Yuri Salazar informó que al momento no hay llegado ninguna propuesta del sector, sin embargo, enfatizó que estos negocios son actividades no esenciales por lo que sería difícil poder avalar su intención.

Comentó que han tenido acercamiento tanto con los restauranteros como con los bares, a quienes se les ha hecho saber que por lo pronto no pueden reactivar operaciones.

“No lo podrían hacer a partir del 1 de junio, en esa fecha solo estarán reactivándose tres sectores: el minero, el de la construcción y el de autopartes; por el momento no tengo información de esa petición, habría que ver cómo la pretenden aterrizar”.

Salazar Naranjo, refirió que el tema tendría que ser revisado a detalle, porque el tener venta de bebidas alcoholicas para llevar implicaría otra serie de situaciones que podrían caer en violaciones a la normatividad, como el que la gente pueda consumir alcohol en la vía pública o conducir en estado de ebridad.

Además, recordó que las autoridades municipales han implementado acciones como el alcoholímetro y la ley seca, para bajar el consumo de alcohol en el municipio, y el permitir la venta de bebidas embriagantes para llevar en bares podría resultar contradictorio, y sería “contrapuntear una postura con otra”.

“El tema de los permisos de alcoholes le corresponde al Estado, el del consumo de alcohol en la calle al Municipio. De entrada no sería viable porque no es una actividad esencial y por otro lado, entendemos que muchas tiendas de conveniencia y supermercados hay venta de alcohol, pero es en botella cerrada”.

Más noticias

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img