- Publicidad -
sábado, abril 17, 2021

Dan 43 años de cárcel a presunto homicida de Yuliana

Roberto Gómez Sánchez está acusado de violación y homicidio contra una niña de 9 años en abril de 2010 en Apaseo el Grande.

A casi un año de la muerte de la niña Yuliana Arroyo Carreño, que conmocionó a todo Guanajuato por la crudeza del crimen, el presunto asesino Roberto Gómez Sánchez fue sentenciado a 43 años de prisión; la Procuraduría de Justicia apelará la sentencia pues considera que no fue juzgado como una persona de alta peligrosidad, pese a los delitos que recaen en el indiciado.

El Juzgado Penal de Partido en Apaseo el Grande, condenó a Roberto Gómez Sánchez a 43 años y 6 meses de prisión y pago por más de 99 mil pesos entre multa y reparación de daño, por el delito de homicidio calificado y violación en agravio de la niña de 9 años que fue encontrada sin vida en abril de 2010, a tres días de que desapareciera del parquecito de la comunidad San José Agua Azul en Apaseo el Grande.

Sin embargo, la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) apelará la sentencia al considerar que no se encuentra ajustada al perfil del homicida, pues se le está considerando con una peligrosidad media y no “alta” para que pueda alcanzar la máxima sentencia que es de 60 años de cárcel.

Por ahora, el juez sentenció a presunto homicida a 43 años y 6 meses; multa de 19 mil 064 pesos y reparación del daño a favor de los padres de la menor por 61 mil 033 pesos y a favor del Municipio por la cantidad de 19 mil 602 pesos, además de que se le niegan los beneficios de la condena condicional y la conmutación de sanciones, así como el sustitutivo de la pena por trabajos a favor de la comunidad.

EL CRIMEN QUE CONMOCIONÓ AL PUEBLO

Fue el domingo 19 de abril de 2010 cuando Yuliana salió con dos de sus hermanas a comprar cena en el jardín principal; ya en el sitio, según narran las hermanas de 11 y 12 años, una camioneta Suburban oscura se les emparejó a su paso por la calle y repentinamente treparon a la niña y se la llevaron; los padres acudieron al Ministerio Publico a reportar el rapto.

Al día siguiente, pobladores, encabezados por los papás, bloquearon la autopista 45 como presión para que las autoridades agilizaran la búsqueda; asimismo, vecinos y amigos comenzaron a colocar cárteles y fotocopias con la imagen de Yuliana para ser ubicada. Por lo que la búsqueda incluso se extendió a cinco estados más por parte de la PGJE.

Tres días después de su desaparición, alrededor de las 3:00 de la tarde, el cuerpo de Yuliana fue localizado a siete kilómetros de donde fue raptada, ya en estado de descomposición dentro de una parcela; presentaba signos de violencia y había sido atacada sexualmente. Hasta ese entonces la PGJE ya contaba con un retrato hablado del asesino.

En menos de 24 horas, policías ministeriales lograron la ubicación de un joven de 25 años: Roberto Gómez Sánchez, señalado como el presunto asesino de la menor y que coincidía con el retrato hablado. Fue detenido en su casa de Apaseo el Grande donde se le aseguró una camioneta y una pistola calibre 380.

Tras haber negado ser el partícipe del asesinato de la niña, en sus declaraciones, finalmente Roberto Gómez Sánchez confesó su responsabilidad en el secuestro, violación y homicidio de Yuliana Arroyo Carreño, así como en otro ataque sexual contra una joven en la comunidad San Pedro Tenango y una tentativa de privación ilegal de la libertad en San José Agua Azul.

Este 22 de marzo, a escaso un mes de que se cumpla un año de este homicidio, el indiciado ha sido enterado de la sentencia dictada por el Juzgado Penal de Apaseo el Grande por el delito de homicidio calificado y violación, en el proceso penal 52/2010.

Más noticias

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img